miércoles, 27 de enero de 2016

LA MUJER DEL RELOJ (ÁLVARO ARBINA)

La mujer del reloj

Álvaro Arbina



FICHA TÉCNICA

Título: La mujer del reloj
Autor: Álvaro Arbina
Editorial: Ediciones B, 2016
Encuadernación: Tapa dura
Páginas: 696
PVP: 19,50 €
Ebook: 8,49 €









ÁLVARO ARBINA


Nada dice del autor el libro que tengo en mi poder (se trata de una edición no venal). Pero tampoco cuenta mucho de él en la página de Ediciones B:
Álvaro Arbina es un arquitecto nacido en Vitoria-Gasteiz, Álava. Actualmente colabora con una empresa de arquitectura y diseño. La mujer del reloj es su primera novela.

Un detalle relevante de él nos dice su cuenta de twitter:
Arquitecto y escritor nacido el 4 de agosto de 1990.


Sorprendente, y más después de haber leído el libro, la edad de este joven autor. Joven de verdad, porque muchas veces se habla de “jóvenes” autores que rozan ya los cuarenta. No es el caso de Álvaro, que publica su primera novela con veinticinco años.





Amor en tiempos convulsos


ARGUMENTO

«Entonces de detuvo e iluminó la tumba de sus padres. Las cruces ya estaban grabadas. Allí leyó:

ISABEL DE ALDECOA 1771-1797
FRANZ GIESLER 1769-1808

Deslizó la mano por la cruz y sintió en sus yemas la madera rasgada, ennegrecida por el tiempo
-Descubriré la verdad. –Su voz sonó firme y sus palabras retumbaron en la oscuridad-. Descubriré la verdad sobre tu muerte y haré justicia. Lo juro.» (Página 69)

Julián se ha criado sólo con su padre desde la temprana muerte de su madre. Ahora, al regreso de un viaje, su padre ha sido asesinado. Todo parece indicar que no ha sido un asalto por bandidos, algo demasiado frecuente en una España convulsa en la que acaban de entrar las tropas francesas.

«¿En qué andaba metido su padre antes de morir? ¿Qué oscura trama se cernía tras su muerte? ¿Qué quería de él?» (Página 176)


Averiguar la respuesta a estas preguntas llevará a Julián a verse envuelto en peligrosas aventuras.






LA MUJER DEL RELOJ


Da gusto encontrarse con una novela que vuelva a recuperar la épica de las grandes novelas, que me transporte a tiempos pasados, donde la aventura sea una de sus razones principales, que me recuerde a aquellas novelas que leía en mi juventud y de las que no podía desengancharme. Ese es el caso de la mujer del reloj.
Una novela que lo primero que ha traído a mi memoria han sido los Episodios Nacionales de Benito Pérez Galdós que me leí de una sentada hace ya muchos años. La diferencia es que en lugar de empezar por Trafalgar, lo hace por la punta contraria, concretamente en Vitoria. En cierto modo, La mujer del reloj es una descentralización de la Guerra de Independencia, en la que el foco principal de la misma no está en Madrid.

Pero no es la única novela que me ha venido a la mente, porque también lo ha hecho Un día de cólera de Arturo Pérez-Reverte, una novela que en su día (ese no tan lejano) me impactó por el planteamiento político que hacía de la Guerra de Independencia, con un pueblo que luchó por la vuelta de su rey Fernando “el deseado”, cuya vuelta no significó una España mejor ni más libre como pudieron pensar aquellos que firmaron esperanzados la nueva Constitución de Cádiz, sino una vuelta de tuerca más al absolutismo.

Una situación que comenzó con un tratado por el que se permitía el paso de las tropas francesas por España para atacar suelo portugués.
«-Maldigo el momento en que nuestros reyes firmaron el dichoso tratado ese. Maldigo el momento en que se decidió que debíamos mantener a esos gabachos mientras estuvieran en nuestro suelo.
-Podemos maldecir todo lo que queramos, los que han decidido eso lo han hecho porque ellos no pagarán nada. Siempre seremos nosotros los que paguemos.» (Página 67)

Pero lo que era un paso se trataba en realidad de una conquista pura y dura. Una conquista que era defendida por algunos, bien por intereses (prosperar al lado del vencedor) o bien por convencimiento, por lo que Francia aparentaba representar de libertad y desarrollo.
«-Nada de guerras largas. Esto debería terminar cuanto antes. Deberíamos dejar que los franceses gobernaran y olvidarnos de experimentos constitucionales; ellos representan la reforma ilustrada, la modernidad de la revolución, precisamente lo que este caduco país necesitaba.» (Página 242)

El problema es que junto al paquete de la supuesta modernización de España, venía un imperialismo encarnado en la figura de Napoleón, que intentó imponer sus pensamientos y su dominio a costa precisamente del pueblo al que se supone venía a defender.
«Ellos hablan de unas cosas, sí, avances buenos para una nación como la nuestra, atrasada, arraigadas en tiempos pasados que no favorecen al pueblo y a la libertad. En la teoría, y en la práctica tal vez. Pero llevamos meses de ocupación y lo que yo veo en la calle son armas y un ejército extranjero opresor que maltrata al pueblo.» (Página 243)

Nos ofrece La mujer del reloj una visión de la Guerra de Independencia que en buena medida se aleja del romanticismo de la lucha de un pueblo luchando por su libertad, para acercarse mucho más a esa imagen tenebrista de los Caprichos de Goya, en la que la crueldad fue dominio común de ambos bandos.
«La guerra era un infierno sucio y cruel que manchaba las limpias mentes de todo individuo con el rojo de la sangre.» (Página 449)

Crueldad frente a la ilusión de muchos que creían defender realmente un nuevo tiempo para España, un tiempo que creían vendría dado por aquella nueva constitución que se estaba fraguando en Cádiz. Puro espejismo como quedó demostrado cuando Fernando regresó a España.
«Mientras se adentraba en las calles de Cádiz, Julián pensó que el mundo tendría menos sentido si no fuera por personas como Fernando, individuos fieles y honrados, con  principios. Aunque estos últimos residieran en un espejismo.» (Página 312)


La acción transcurre en tres localizaciones: Vitoria, lugar clave para la Guerra de Independencia por asegurar el contacto con Francia; Cádiz, último bastión de la resistencia española (imposible no recordar aquí El asedio de Arturo Pérez-Reverte con sus bombardeos sobre la ciudad) donde se redactaba la nueva Constitución española; la isla de la Cabrera, lugar de encierro de las tropas francesas prisioneras.


Junto a la historia política y guerrera, tiene lugar también una trama amorosa: la historia de amor de unos jóvenes que se ve truncada por la guerra y las circunstancias familiares, la historia de Julián y Clara. Clara es esa mujer del reloj a la que hace alusión el título de la novela:
«Clara empezó a llorar de terror. Entonces se percató de que aún conservaba el reloj, lo tenía bajo sus pies, sobre la alfombra. Lo recogió y lo escondió entre las ropas de uno de los cajones de su vestidor.» (Página 373)







IMPRESIÓN PERSONAL

Ha sido todo un placer encontrarme con una novela como La mujer del reloj que me transporta al placer de la lectura por la lectura, que entronca con mis lecturas no solo de juventud, sino con otras actuales.
Lo tiene todo para complacerme como lector:
Una buena trama histórica con su toque de novela de capa y espada pero que no renuncia a profundizar en los por qués de una guerra y las consecuencias que de ella se derivaron para España y el pueblo español. Consigue explicar de un modo muy claro y pedagógico en qué consistió y como tuvo lugar la Guerra de Independencia, por lo que también es muy recomendable a un público juvenil que seguro disfrutará también con esta novela.
Una intriga bien mantenida, casi de novela negra, con la busca del protagonista del asesino de su padre.
Una historia de amor que contribuye a mantener el interés del lector por el desarrollo de la novela.
Un ritmo bien mantenido durante toda la novela (a pesar de un pequeño bache al comienzo del traslado del protagonista a Cádiz), con momentos espectaculares y de gran tensión.
Unos personajes bien construidos. Tiene además ese interés de los personajes tomados desde que son poco más que unos adolescentes y a los que iremos viendo crecer física y mentalmente a lo largo de la novela.

Con todo, lo que más me ha sorprendido ha sido la juventud de su autor. Porque si es capaz de escribir una novela como La mujer de el reloj a su edad, su futuro es de lo más prometedor, sobre todo si tenemos en cuenta que no es una historia de experiencias personales la que nos ha narrado, esa que da para una primera novela pero tras la cual queda agotado todo lo que el escritor quería contarnos.




Gracias a Ediciones B, que me ha proporcionado un ejemplar de La mujer del reloj para su lectura y reseña.





VALORACIÓN: 9/10


Si quieres conocer más reseñas de novela histórica, pincha AQUÍ



Si quieres conocer más novedades editoriales 2016, pincha AQUÍ




13 comentarios:

  1. Después de ver hoy 18 reseñas como ésta sobre el libro, en la que lo ponen por las nubes......me lo apunto. Besos

    ResponderEliminar
  2. Me encantó la novela. Tiene un carácter muy didáctico. Saludos.

    ResponderEliminar
  3. Coincidimos en impresiones. Me ha gustado muchísimo. El autor es todo un descubrimiento y tiene un futuro prometedor.

    Besos

    ResponderEliminar
  4. Coincidimos en nuestras impresiones. Una lectura estupenda.
    Besos.

    ResponderEliminar
  5. Me habéis puesto los dientes largos, durante todo este tiempo leyéndoos en twitter y hoy con las fantásticas reseñas que estáis sacando. Me apetece mucho leerlo!
    Un beso

    ResponderEliminar
  6. Yo también creo que es una estupenda lectura, y no sólo para amantes de la novela histórica.
    ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
  7. Todos coincidís en las buenas impresiones, es un libro que llamó mi atención al ver las novedades de Enero. La novela histórica, a veces, me cuesta, aunque en este caso parece que lo entremezcla con varias historias que hace que me llame más la atención, y me pueda resultar más cómoda su lectura. Por todo me la apuntó, y la tendré en cuenta, aunque las novelas con las que las comparas al inicio me dan un respeto... Besos

    ResponderEliminar
  8. Te leo por encima que lo empiezo hoy.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  9. Tengo muchas ganas de leerlo, tiene muy buenas opiniones =)

    Besotes

    ResponderEliminar
  10. Madre mía, todos los que habéis leído esta novela habláis maravillas de ella.
    La empiezo mañana, espero que me guste tanto como a ti.
    Un beso!

    ResponderEliminar
  11. Cuántas expectativas con todas las reseñas q leo!!!!
    Espero no llevarme un chasco... Pero tengo q leerla!

    ResponderEliminar
  12. Hombre no está mal, pero es la novela de un arquitecto al fin y al cabo. Eso de que Cádiz es la única plaza que no está controlada por los franceses ya está muy superado. Galicia estaba libre, gran parte de Asturias también, etc... si tanto os ha gustado os recomiendo otra recién publicada "El memorial de Waterloo" http://www.amazon.com/memorial-Waterloo-Spanish-Charles-Roywolf/dp/1523226773/ref=sr_1_1?s=books&ie=UTF8&qid=1456392762&sr=1-1&keywords=El+memorial+de+Waterloo. Es lo mismo en aventuras, acción, etc... sólo que cuenta la derrota final del Tirano en Waterloo por boca de un oficial español destinado a Francia como espía en 1815 y a Waterloo como enlace.

    ResponderEliminar

Analytics