lunes, 28 de enero de 2013

LA NARANJERA DEL AVAPIÉS (Mª LUISA DE LA PUERTA)


De paseo por la historia y las calles del Madrid de 1830


Muchas veces no tenemos claro el por qué elegimos para leer una novela y no otra. En el caso de La naranjera de Avapiés si lo tengo muy claro. Me llamó la atención esta novela cuando la vi en la estantería de novedades de la Biblioteca Municipal de Móstoles. Y no lo hizo por su portada, una mezcla de fotos y texto no muy afortunada, sino por el título, que sí destacaba bien sobre una franja amarilla: La naranjera de Avapiés
¿Sería ese Avapiés el Lavapiés de los madrileños? Un breve vistazo a la contraportada de la novela en la que se nos dice que «la protagonista nace en el madrileño barrio del Avapiés (hoy Lavapiés, tan colorista, tan multiétnico y a la vez tan castizo), allá por el siglo XIX.»

La autora es una para mí hasta ahora desconocida María Luisa de la Puerta.





Mª LUISA DE LA PUERTA


Nos dice la contraportada de la novela, que Mª Luisa de la Puerta nación en Madrid, como televisión española hace cincuenta años. Televisión española, donde trabaja hace veinte años.
Pero al margen de su trabajo, lo que le gusta desde pequeña es escribir, de ahí que la carrera que estudiara fuera la de Filología Hispánica. Había escrito algunos guiones, obras de teatro, artículos y cuentos (algunos de ellos premiados), siendo ahora con esta novela con la que ha decidido el salto a la novela. Y para ello ha elegido Madrid, su querida ciudad. Y por ella, de la mano de su palabra, nos invita a pasear en esta novela.




ARGUMENTO


«Lola era una joven de barrio del Avapiés que se ganaba la vida vendiendo naranjas. Era de una belleza inusual. De rasgos delicados y elegantes ademanes, más parecía una señorita de colegio que una verdulera. Gustaba de la lectura y tenía unos conocimientos muy superiores a os de sus vecinos, si exceptuamos al Manolo, el maestro.» (Página (8)


Arco de Cuchilleros (Madrid)
La vida de Lola está a punto de cambiar aunque ella aún no lo sabe. Lo de menos es que esté enamorada de Luis Candelas, novio de su mejor amiga. Luis Candelas es el famoso bandido del que solo ve cosas buenas, justificando sus desmanes:
«Yo nunca había conocido a nadie como él, madre. El mundo es injusto y el hace justicia. El le quita al rico el sobrante y se lo da al pobre, y lo hace con cariño, sin hacerle mal a nadie.» (Página 39)


El problema para Lola es que va a cruzarse en su vida el rey Fernando VII que encaprichado de ella forzará la situación de su familia para que no le quede a Lola más remedio que convertirse en la puta del rey. ¿Conseguirá el ingenio de Lola librarla del acoso del rey y conseguirla el amor del bandolero?





LA NOVELA


Hay muchos tipos de novela histórica. En este caso nos encontramos con una novela histórica que no solamente recrea el Madrid de 1830 (de 1832 a 1837 para ser precisos), sino en el que aparecen como protagonistas personajes que existieron. Y no unos personajes cualquiera, sino el famoso bandolero Luis Candelas, el escritor Mariano José de Larra o los reyes Fernando VII y su mujer la reina María Cristina.

He de reconocer que tengo una laguna formativa y que tras la vuelta de Fernando VII tras la expulsión de las tropas napoleónicas, tengo una laguna histórica que llega hasta por lo menos Alfonso XII. O sea, cien años que fueron muy moviditos políticamente en España, del que se cosas sueltas, pero nada más.
Por ejemplo ¿qué fueron las guerras carlistas y por qué tuvieron lugar? La respuesta a esta pregunta si también la tienes, la encontrarás en esta novela, donde se nos explica el origen de la misma, que no es otra que la sucesión al trono de Fernando VII por una hija del mismo, tras haber promulgado el reyuna ley que permitía la sucesión de las mujeres al trono. Eso chocaba con los intereses de Carlos, que sería si no el futuro rey.
Era algo más que eso. Era también una lucha entre dos concepciones distintas de España: una ultracatólica que veía con buenos ojos la vuelta de la inquisición, y otra que derivó rápidamente en anticlerical. (Y en esas seguimos)



Mariano José de Larra

«¡Anda y que se fastidien por tontos! ¿A bien que yo soy inviolable! Esos tontos lo habían recibido años atrás con tales expresiones de júbilo y esperanza que hasta soltaban los caballos de su coche para tironearlo ellos mismos. Esos tontos que le habían apodado “El deseado”.» (Página (160)

El Deseado una vez que se sintió seguro en el puesto se convirtió en un absolutista que abolió las pocas libertades que el pueblo había conseguido a través de la Constitución de Cádiz de 1812. ¡Vivan las cadenas!, fue la respuesta del pueblo. Un pueblo madrileño al que pueden recortarle sus libertades y derechos, pero ¡ay! De aque que intente recortar el tamaño de sus capas. Al que puedes castigarle con un euro por receta, pero cuidado con recortar el horario al que cierran sus bares. (Está claro que no cambiamos tanto)

La acción comienza en Enero de 1832 y nos mostrarán las intrigas que tienen lugar para la sucesión del rey Fernando. Luchas que irán a más conforme se deteriora su salud. Y de fondo el pueblo madrileño paseando por sus calles.



IMPRESIÓN PERSONAL


¿Eres un apasionado de la buena novela histórica? ¿Eres un enamorado de Madrid? Entonces, éste es tu libro, porque disfrutarás tanto con los acontecimientos históricos,narrados de una manera muy didáctica, como del entorno madrileño en el que se desenvuelven.
Probablemente puedan encontrarse libros en los que se trate en más profundidad la vida de Luis Candelas, de Larra y el ambiente literario en el que se movía, o del rey Fernando VII. Pero la virtud de La naranjera del Avapiés es la habilidad con la que combina los elementos conocidos de la historia de estos personajes.



Luis Candelas

Se echa de menos un mapa en el libro que nos mostrara la imagen del Madrid de los años 1830, no tanto porque haya cambiado mucho, pues de hecho hay zonas que se mantienen intactas o casi (por más reformas que haya sufrido la Puerta del Sol y la Plaza Mayor siguen siendo básicamente las mismas aunque algunos edificios ya no existan), sino por orientar a aquellos que no son de Madrid o no conocen bien el centro de Madrid, en los amplios paseos que se dan nuestros protagonistas por la geografía del centro madrileño en el que se desenvuelven, calle Carretas arriba y abajo, en sus visitas a la Plaza de la Provincia para visitar la cárcel, o a la escalinata del Arco de Cuchilleros donde se encontraban las cuevas de Luis Candelas, lugar donde se refugiaba la banda y hoy día convertida en refugio de guiris que quieren degustar nuestra gastronomía.

La historia que se nos narra, es para mi un mero pretexto para mostrarnos lo que realmente le interesa a la autora: el ambiente de Madrid de 1830, sus personajes, sus historias, las intrigas de palacio, los cambios que provocó la desamortización de Mendizábal (por más que ésta se trate muy de pasada). Enseñar deleitando, eso es lo que consigue este libro, que ningún aficionado a la historia de Madrid debe perderse.


Lectura facilitada por la Biblioteca Municipal de Móstoles





FICHA TÉCNICA

Editorial: Ediciones La Librería
Encuadernación: Tapa blanda
Páginas: 285
PVP: 12,90 €




VALORACIÓN: 8/10







Si quieres conocer más reseñas de novela histórica, pincha AQUÍ

13 comentarios:

  1. Ya te dije el otro día por otros lares que seguro que me encantaría esta novela, a pesar de su odiosa portada. Pero es que nuestro Madrid es mucho Madrid, y a mí me encanta recorrerlo, a pie, o a través de las páginas de un libro :)

    ResponderEliminar
  2. Si, la portada la verdad es que no es demasiado favorecedora. Pero el libro pinta bastante bien, y eso que yo no soy demasiado de novela historica. Me lo apunto, porque volveré a él más adelante. Besos

    ResponderEliminar
  3. Apuntada queda, Madrid e histórica son dos términos con los difícilmente me lo pienso dos veces, además la zona la tengo muy paseada y eso me hace vivir las novelas con más intensidad,
    saludos

    ResponderEliminar
  4. Aisss... qué bonito es el Casco Antiguo de Madrid =)
    Me lo apunto!

    Besotes

    ResponderEliminar
  5. No conocía este libro. Muy buena pinta que tiene. Y el género me gusta mucho, así que me lo llevo más que apuntado.
    Besotes!!!

    ResponderEliminar
  6. El género histórico me gusta mucho y aunque no soy madrileña ni conozco casi Madrid, me gusta la ambientación! Bss

    ResponderEliminar
  7. Desde luego.. la portada es poco apetecible. Lo que no sé es si me gusta mucho el estilo ... mmh... creo que no me pondré a ello. Aunque no suena del todo mal.
    Gracias por traernos a una desconocida, al menos para mí.
    Besos

    ResponderEliminar
  8. Una buena forma para conocer Madrid.

    ResponderEliminar
  9. Me ha encantado la foto del arco. La próxima vez que vaya a Madrid, y si tengo oportunidad de pasar por el barrio, me fijaré.

    ResponderEliminar
  10. No tenía ni idea de la existencia de esta novela. Si bien la época y el lugar en que está situada la novela siempre me han parecido interesantes, por otros aspectos que comentas no sé si me iba a gustar la obra... la dejaremos en 'quizá'.

    Besos.

    ResponderEliminar
  11. No sé si me gustaría, así que, como dice Azalea Real, la dejaré en "quizá", que ahora tengo muchísimos pendientes.

    ResponderEliminar
  12. Muy bueno el artículo y me ha servido para averiguar cual era "la parte por el todo“, una prueba de Saber y ganar. Las pistas eran unas naranjas, dos relojes, un libro de Larra y un retrato de Fernando VII. Lo único que no puedo constatar era lo de los relojes, pero supongo que será por un famoso golpe que le dio Luis Candelas a un primo al que le robó dos relojes, así que creo que tengo todo atado.
    Saludos

    ResponderEliminar
  13. Muy bueno el artículo y me ha servido para averiguar cual era "la parte por el todo“, una prueba de Saber y ganar. Las pistas eran unas naranjas, dos relojes, un libro de Larra y un retrato de Fernando VII. Lo único que no puedo constatar era lo de los relojes, pero creo que se refiere a un golpe que le dio Luis Candelas a un primo al que le robó dos relojes, así que lo tengo todo atado.
    Saludos

    ResponderEliminar

Analytics